“Las chicas” de Emma Cline

chicasemmacline_e27a2fc5Publicado en septiembre de 2016, Las chicas de Emma Cline es la primera novela de la autora, que ha dejado boquiabierta a la crítica por la madurez de su relato. En ella se cuenta la historia de Evie, una adolescente de catorce años insatisfecha con su vida, con su familia y sus amistades que, un día de verano de 1969, se fija en un grupo de chicas sentadas en un parque.

Estas chicas parecen despreocupadas, felices, van descalzas, visten ropa descuidada y llevan el cabello suelto. Evie se centra concretamente en Suzanne, algunos años mayor que ella, quien tras un encuentro fortuito la invitará a acompañarlas al rancho en el que viven. Allí las chicas forman parte de una comuna liderada por Russell, manipulador, músico frustrado e intento de gurú. A partir de entonces Evie entrará en una espiral de drogas, amor libre y manipulación y perderá el contacto con su familia y con el mundo exterior. Creerá haber encontrado su verdadero hogar a pesar de que una parte de ella sabe que no debería estar allí. Pero ¿cómo se iba a decir ella misma que lo que quería estaba mal?

Las chicas está inspirado en la matanza llevada a cabo por Charles Manson y su clan a finales de los años 60, aunque la base central de la novela no es la figura del asesino, sino las jóvenes que le mostraban adoración y que lo seguían ciegamente; las mismas chicas que cometieron un crimen brutal y que no perdieron la sonrisa durante su juicio. Es cierto que sorprende la madurez con la que Emma Cline ha sabido empapar su trabajo, la forma sencilla y simple en la que desmenuza los sentimientos de la protagonista, tan complicados, confusos y oscuros en algunos momentos.

Sobre todo al final de la novela la autora parece distanciarse del relato para poder escribir con más precisión sobre los terribles actos de las chicas, pero eso no impide que inquiete al lector y que le revuelva el estómago en según qué momentos sin apenas esfuerzo. Cline sabe mostrar las complejidades de la adolescencia, de los sentimientos más íntimos y otorgarles una fuerza magistral, atrapando al lector y haciéndole partícipe de las propias emociones de Evie, poniéndole incluso en su lugar. Porque, ¿qué culpa tiene una adolescente de querer encajar en alguna parte? ¿Qué culpa tiene de sentirse fascinada por un mundo que promete amor por todo y por todos, un mundo que sí parece entender las necesidades de Evie?

La voz de Emma Cline resuena con fuerza y ha quedado claro que ha venido para quedarse, quizá para convertirse en una de las grandes autoras del siglo XXI. Porque Las chicas atrapa, tanto la novela como su personajes, dotados todos y cada uno de ellos de una personalidad única y seductora aunque a ratos sean, algunos de ellos, insoportables. Se llega a entender la fascinación de Evie por Suzanne, casi la misma que siente esta por Russell y su pedagogía barata; la fascinación de alguien a quien ya no le queda nada y que ha olvidado cómo pensar por sí mismo.

Ha sido tal el revuelo que ha causado Las chicas que antes incluso de la publicación del libro Scott Rudin, el productor de No es país para viejos y Steve Jobs, compró los derechos para llevarla al cine, por lo que en los próximos años podremos ver la adaptación cinematográfica.

Se trata de una novela recomendadísima, fresca y con una prosa elegante, llena de matices, sin posicionarse nunca hacia el bien ni hacia el mal. Porque nada es blanco o negro, todo depende del matiz con el que se mire.

Escrito por Romina Martí
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s